sábado, 26 de septiembre de 2015

¿Cuándo empezamos a contar un cuento a nuestro bebé??

Hace un par de meses me planteé la pregunta de a qué edad se empieza a contar cuentos a un niño y qué tipo de cuentos se deben contar.
Busqué información en la web y consulté a mi amiga Vane del fantástico blog "Mi mundo sabe a naranja" que ella es super profe y mami a la vez. Le pregunté cuando había empezado ella y que me recomendara algunos cuentos para empezar. Además recordé algo de mi formación en la carrera y de mi experiencia profesional con niños de tres, cuatro y cinco años.
Las conclusiones a las que llegué son obvias y de sentido común (ya sabéis como ando de esto últimamente...):
School vector designed by Freepik


- Se puede empezar tan pronto como se quiera y se pueda. (Al principio nos falta tiempo para todo y no me veo, la verdad en los primeros días sentándome con mi peque tranquilamente y leyéndole un libro, ala que cantar es genial todo lo que quieras y más, da igual el tipo de música que uses).
- Un niño al que se le cuentan cuentos, tendrá muchas posibilidades de que de mayor le guste leer(los) y lo que ello conlleva en el aprendizaje.
- Con la lectura de los cuentos estimulas: la comunicación, la mejora del vocabulario, la imaginación y creatividad, el intercambio de información, la capacidad de escucha (fundamental), el entretenimiento...

Para los más pequeños está bien seguir pautas como:
- Comenzar por historias tipo nanas o cuentos rimados.
- No es necesario que el cuento tenga mucho texto, puedes ir contándolo tú a tu manera.
- Imágenes grandes y estimulantes. He leído que hay expertos que recomiendan imágenes reales para favorecer la interrelación del niño con su nuevo entorno.
- Juega con la entonación a la hora de contar el cuento, a tu peque le encantará escuchar diferentes voces o sonidos, intercala canciones y música (esto es de mi cosecha personal, no lo he leído ni estudiado, pero siempre me ha resultado muy bien)
- Si vas a dejar que el peque lo manipule hay muchos libros que juegan con las texturas y son muy interesantes. Material duro que no se rompa con facilidad.

Espero que estos consejillos os animen a contar muchos pero que muchos cuentos a vuestros peques.
Un besazo de otoño!

3 comentarios:

Agradezco tus palabras...